La estética Almodóvar

By | 19:47 Leave a Comment


¡Hola corazones!
Fuera del país de uno, las cosas patrias se echan de menos. El sol, el jamón o el ruido (no sabéis lo loca que me vuelve el silencio en el transporte público de Viena, parece que va a aparecer un asesino en serie en: tres, dos, uno), son algunas de las cosas por las que la morriña llama a la puerta del emigrante español.
Gracias a la prensa on-line o los canales de televisión por internet, la información sobre mi patria querida me llega casi al mismo tiempo que a vosotros. Por ejemplo, yo también he podido ver el salto de Falete que paralizó a medio país, o la entrevista a la princesa Corinna para Hola, por cierto una musa, viva el botox y los implantes labiales.
Lo que aquí no nos llega, muy a mi pesar, son la mayoría de las películas españolas. Parece que se haya construido una barrera que impida el paso de nuestra cinematografía más allá de los Pirineos. Así que después de cuatro meses, ando ansiosa por disfrutar de varias películas que tengo en mi lista.
Y la primera va a ser Los amantes pasajeros. Y me da igual lo que penséis. Me gusta el cine de Almodóvar. Me encanta. Me apasiona. Y no me importa lo que diga BoyeroBoyero, haz tú una, a ver si te sale mejor, vale ya de tanto criticar.
Y que conste que no sé nada de nada acerca de la película. Que sólo he visto el trailer. Y a Raúl Arévalo, Carlos Areces y Antonio de la Torre, que mira que me gustan. Y el vestuario, los colores y la estética. Y sé que es una comedia, y por lo que he visto, parece que ¡Pedroooo! ha vuelto un poco a Pepi Luci y Boom... o a Mujeres al borde de un ataque de nervios. Y menos mal que alguien intenta hacernos reír, con la que está cayendo.

Así que a la espera de llegar a mi España querida y sentarme en una sala de cine en la que la gente habla, suenan teléfonos móviles y alguien graba la película para ofrecerla luego en descarga ilegal, no puedo más que ofreceros una selección de fotogramas de las películas de Almodóvar. Pequeñas obras de arte que se mantienen en el tiempo como maravillas imperecederas.
Viele küse,
Belmardeluxe

































0 comentarios :

Publicar un comentario